IMAGE

Vencejos, aunque ruiseñores

Fina de Calderón

Esta obra es un regalo que nos hace Fina de Calderón. El libro, prologado por Carlos Murciano, está dedicado a la memoria de su mejor lector y compañero, Fernando Calderón, y lo acompañan los dibujos de un gran pintor, Ginés Liébana. Se abre con un dibujo homenaje de Rafael Alberti.
IMAGE

En la lejanía

José Manuel Delgado de Luque

Con En la lejanía, el autor, quien fue director del Instituto Cervantes de Beirut, nos ofrece un viaje intimista en el que nos transmite su amor por la vida y su incomprensión sobre el conflicto que sacude hoy en día a su país de acogida, el Líbano.
IMAGE

Canciones infantiles

Fina de Calderón

Fina de Calderón, reconocida poeta y entusiasta divulgadora de la poesía contemporánea española, nos ofrece esta obra que contiene 14 canciones con sus correspondientes partituras e ilustraciones de Alain Durand.
IMAGE

Mis canciones festivaleras de los años 60

Fina de Calderón

Fina de Calderón, reconocida poeta y entusiasta divulgadora de la poesía contemporánea española, nos ofrece esta obra que contiene 16 canciones (alguna de ellas premiadas en importantes festivales internacionales) con sus correspondientes partituras e ilustraciones de Teo Puebla.
IMAGE

Del amor y otras ausencias

Ignacio González López

Su primera obra, cuya lectura nos emplaza a la participación, a la complicidad y al placer, en unos versos libres, libres de cualquier preceptiva, sin sujeción a la métrica convencional, pero atentos a la cadencia de acentos y pausas, de cláusulas y cortes, en el lenguaje lírico. Ignacio González va de la poesía íntima, amorosa y autobiográfica, a la poesía social, a la poesía civil: La primera, nos conmueve; la segunda, nos conmociona y alerta.
IMAGE

En un rincón del mundo

José Manuel Delgado de Luque

Este libro es un canto a la vida con final de propia muerte; es un largo proceso de suma de personalidades diversas, momentos vividos, unos propios y otros narrados por su autores reales, otros imaginarios, que dan como fruto una lectura de la vida misma, esa que tenemos detrás de la puerta, que si la abrimos será el acto que constituirá la única decisión importante en nuestra vida.
IMAGE

Amor, en la marea de tus ojos

Ignacio González López

Segundo libro de este poeta vital, en esta ocasión sobre el eterno tema del amor. 17 sonetos y 30 poemas de verso libre que, como dice José Carlos Rovira en el prólogo: «Es una experiencia amorosa», «un relato del gozo de esa experiencia», «y un nuevo riesgo que el poeta sabe afrontar para convertir en homenaje la propia experiencia para transmutarla en una nueva palabra […]».
IMAGE

Hilos de colores

Maite García-Nieto

El carácter plástico de sus versos se logra mediante un cromatismo propio de paleta impresionista —son los suyos versos de grata luminosidad— y una cuidadosa concepción arquitectónica del poema en la que todos los planos lin­güísticos están perfectamente interrelacionados, acompañado además, con 33 magníficas ilustraciones de Ales Santos.
IMAGE

La mística inmanente - Sublimación

José Rivera

Presenta sus credenciales como poeta de verdad con este interesante e in­tenso poemario doble. Y no llega como un vate más, mu­chos son los aspectos que lo hacen diferente:su dominio de la técnica, su escogido vocabu­lario, la altura a que aspiran estos versos y la hondura de su misticismo.
IMAGE

Delta

Peter Wessel

Un poemario que a traves del arte, la música y el multilinguismo de su autor –un auténtico mestizo cultural con raíces en Francia, Dinamarca, y EEUU y que lleva totalmente integrado en la cultura española desde hace 33 años– expresa una visión integradora del papel del artista en una Europa desorientada y en búsqueda de una nueva definición.Incluye cd y código de descarga del recital de Delta interpretado por Polyfonías Poetry Project. Introducción y prólogos en español, francés, inglés y danés.
IMAGE

Los despertares

Marina Casado Hernández

La muerte metafórica de la Bella Durmiente constituye el nacimien­to de esa Alicia que ha olvidado la forma y el color de sus sueños, que no espera un Beso de Amor por­que prefiere coleccionar muchos besos y regalarlos al primer men­digo de lunas con el que se cruce, quizá para tratar de justificar por qué el Único, el Verdadero, nunca se produjo. Alicia no quiere volver a soñar cien años, esperando; se resiste a escapar cruzando al otro lado del Espejo. Alicia, dormida, volvería a ser la Bella Durmiente, a viajar por las tierras imposibles del País de las Maravillas.
IMAGE

Esa sed de amor que me devora

Beatriz Cort

Menos mal, sin embargo, que todavía nos quedan poetas. Ver a Beatriz Cort, sentada en la terraza de Peyma, un café de Lavapiés, escribiendo -garabateando más bien a vuelapluma- un poema, puede ser ya en sí una experiencia poética, un recordatorio claro y definitivo de que la humanida sigue anhelando, buscando, persiguiendo una visión estética de la vida y del mundo que le ha tocado.  Del prólogo. 
IMAGE

Las meditaciones y los días

Pedro Jaén

Quien lea atentamente este libro descubrirá que, en el fondo, de lo que él trata es de la alegría. Ésta es el leitmotiv, el tema conductor que va hilvanando el discurso poético contenido en estas páginas. Como si fuese un epígono de Beethoven, el autor se ha esforzado por escribir, a lo largo de días y días de meditaciones, una poesía que sea energética y alegre, porque la alegría es la virtud que más necesita el ser humano, sobre todo este ser humano de principios del siglo XXI, que aún se esfuerza por emerger de la gran marejada pesimista y nihilista del siglo XX. 
IMAGE

Mi nombre de agua

Marina Casado Hernández

Este es un cuento de retornos y fugas; es la historia de un viaje que comienza y concluye en el mismo punto, iluminado por una luz distinta. Mi existencia constituye un movimiento pendular que oscila entre este incomprensible miedo a vivir y la necesidad de aferrarme a todas las cosas y seres que me sostienen en una realidad donde es demasiado fácil desvanecerse. En ocasiones, me sumerjo en la marea de mi nombre y lenta, calladamente, me voy retirando de la orilla. Volviéndome muy niña, muy sola, muy herida de nostalgias. Son esas mismas nostalgias las que me hacen regresar, caída la tarde, para tratar de comprender el color de mis sueños de entonces. Recuerdo, lo primero de todo, a aquel Dragón que nadie venció… ojear libro - booktrailer

facebook_icon     twitter     Google Plus     Youtube     CuadernosET   dilve    Logo_Iris_Logo_tienda     07LOGO2